Un aumento del 9,8% del tráfico de pasajeros se ha anotado durante los meses enero-junio de 2017 en los aeropuertos griegos en relación con el año pasado.

Esto significa  2,8 millones de pasajeros más durante este periodo. El mayor tráfico de pasajeros se registró en los aeropuertos de Atenas, Iraklio de Creta, Rodas, Tesalónica y Corfú.