Una amplia reunión de los líderes de todos los partidos políticos se celebró el miércoles en Skopje, con el objetivo de formular la pregunta que aparecerá en el referéndum sobre el cambio de la denominación del país vecino.

Manifestando su rechazo al procedimiento, el líder del mayor partido de la oposición y presidente de VMRO-DPMNE, Hristijan Mickoski, se retiró de la reunión, en que el primer ministro de la ex República Yugoslava de Macedonia (eRYM), Zoran Zaev, propuso la eventual formulación: “¿Está usted a favor de la adhesión a la UE y la OTAN mediante el apoyo del acuerdo entre la República de Macedonia y la República Helénica?”

Tras la reunión, Zaev afirmó que todos los demás líderes políticos se han puesto a favor de la celebración exitosa del referéndum inminente y anunció que se ha convocado una nueva reunión para este jueves.

Al mismo tiempo, el mandatario de eRYM instó a Mickoski que demuestre su compromiso con el proceso de adhesión a la OTAN y la UE, y el derecho de los ciudadanos de decidir sobre el futuro del país.