El Comité Ejecutivo de la Federación Nacional de Marineros, en su reunión de este martes decidió suspender las movilizaciones de los trabajadores en el sector de los trabajadores en los buques pasajeros y transbordadores.

Los marineros finalmente han aceptado la nueva propuesta de la Asociación de las Compañías Marítimas de Buques Pasajeros, que prevé un incremento de 2 por ciento en los salarios de las tripulaciones, con efecto retroactivo desde el 1 de enero de 2018, y una nueva ronda de negociaciones sobre la misma cuestión en 2019.

En un comunicado, la Federación señala que la propuesta de los armadores cumple “parcialmente” las reclamaciones de los marineros sobre aumentos salariales, pero considerando las responsabilidades del sector ante la sociedad, ha decidido suspender la huelga.

Con ocasión de la suspensión de las movilizaciones, el ministro de Marina y Política Isleña, Fotis Kuvelis afirmó que el acuerdo alcanzado representa una realidad democrática para los derechos sociales de los trabajadores en el sector de la marina y pone de relieve la importancia tanto de las negociaciones colectivas libres, como de los convenios colectivos de trabajo.