Se reúnen hoy en Sofia los mandatarios de Grecia y ex República Yugoslava de Macedonia (eRYM), Alexis Tsipras y Zoran Zaev, respectivamente, al margen de la Cumbre entre la UE y los países de los Balcanes Occidentales, que se celebra en la capital búlgara.

La agenda de la reunión es monopolizada por la cuestión del nombre de la eRYM y ambos políticos, en declaraciones durante el Congreso del Partido Socialista Europeo al que asistieron, se mostraron optimistas de los resultados que podría generar el encuentro de este jueves.

En un mensaje en twitter, el premier griego sostiene que “hemos dado muchos pasos hacia adelante, pero todavía hemos de recorrer una distancia considerable”, añadiendo que “los últimos pasos son siempre los más difíciles”.

Por su lado, Zaev insistió en la coyuntura positiva que atraviesan las relaciones de los dos países y recalcó que el encuentro viene a confirmar todo lo conseguido hasta la fecha.

Fuentes gubernamentales en Grecia señalan que todo depende de la disposición de Skopje de implementar el concepto de “erga omnes”, es decir, un nombre valido para todo uso, en el interior y el exterior del país, que prácticamente equivaldría a un consenso para la correspondiente reforma constitucional de la eRYM.