Cuestión de días es ya el cambio del nombre constitucional de la ex República Yugoslava de Macedonia (eRYM) a “República de Macedonia del Norte”.

Este lunes Atenas remitirá a Skopje una nota verbal para informar a las autoridades de la eRYM que en el Perlamento griego se ha concluido el proceso de ratificación del Acuerdo de Prespas y del protocolo de adhesión de la eRYM a la OTAN, así que ahora es el turno de Skopje de cumplir con sus compromisos.

Entre otros, se trata de cambios de nombres de carreteras, de edificios públicos y de documentos estatales.

Según declaraciones del ministro alterno de Relaciones Exteriores, Yorgos Katrúgalos, el país vecino informará a continuación a la ONU y a todos los estados miembros sobre el nuevo nombre constitucional del país.