Los ministros de AAEE de Grecia y Marruecos, Nikos Dendias y Nasser Bourita, respectivamente, se han posicionado en contra de los recientes acuerdos suscritos por el gobierno de Trípoli y la intervención exterior en Libia durante su reunión celebrada en Rabat este miércoles.

Dendias en sus declaraciones reiteró que los acuerdos entre Turquía y Libia están completamente fuera de todo contexto de derecho internacional, son ilegales y no producen ningún efecto legal.

Además, el jefe de la diplomacia griega señaló que estos acuerdos violan el Acuerdo de Skhirat, que es la base legal que rige las operaciones estatales en Libia, y al mismo tiempo constituyen un intento de usurpar derechos soberanos de terceros países en el Mediterráneo, socavando la estabilidad de Libia y de toda la región en general.

Por su lado, Bourita declaró que este tipo de compromisos legales y posiciones políticas traídas sirven a agendas ajenas a los intereses del pueblo libio.

Ambos ministros reiteraron su apoyo a los esfuerzos de la ONU para conseguir una resolución política en Libia.