EUROSTAT y ELSTAT (Empresa Estadística Nacional) publican los datos oficiales que determinarán el marco en el que se puede mover el gobierno griego a fin de ejercer una política fiscal favorable a las capas débiles de la sociedad griega, tal como se ha propuesto en repetidas ocasiones.

Según estos datos, el superávit primario alcanza el 4%, es decir, es claramente superior al 1,75% que fue el objetivo principal a alcanzar. Ahora toca negociar con las instituciones europeas a fin de definir las medidas concretas que aliviarán a las clases populares y que, de todos modos, deben haberse aplicado antes del 31 de diciembre de 2018.

Se espera que en el Euro Working Group de esta semana se inicie el proceso de las estas negociaciones.