A inversiones de millones de euros procederán compañías petroleras internacionales, según el ministerio de Medioambiente y Energía, que este miércoles presentó ante la Cámara de Diputados los contratos preliminares de arrendamiento de cuatro zonas marítimas en Creta y las Islas Jónicas para ser aprobados.

En estas zonas, se aplicarán métodos de prospección de hidrocarburos para valorar la rentabilidad de los yacimientos energéticos subyacentes.

Hasta la fecha, Grecia cuenta con nueve concesiones de zonas marítimas y terrestres de este tipo, que su número ahora pasará a 13, con la adición de las cuatro nuevas.

A largo plazo, estos proyectos consolidan aún más la seguridad energética y el abastecimiento de nuestro país, así como refuerza el papel geoestratégico de Grecia en la zona, en su calidad de centro energético regional de Europa.