El tribunal de Edirne rechazó por segunda vez la petición de excarcelación de los dos militares griegos que siguen detenidos en un centro penitenciario turco de alta seguridad, desde el día 2 de marzo.

Su liberación ha reclamado también la Unión Europea en el texto de conclusiones de su cumbre reciente, mientras que el caso fue planteado al presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, por los presidentes del Consejo Europeo y de la Comisión Europea, Donald Tusk y Jean-Claude Juncker, respectivamente, durante la reunión euro-turca celebrada este lunes en Varna, Bulgaria.

Este miércoles, los abogados defensores de los militares griegos han apelado el fallo del tribunal de Edirne, mientras que una nueva petición de excarcelación se puede presentar una vez transcurrido un periodo de un mes.

El juez que examinó la petición, falló a favor de la extensión del encarcelamiento preventivo de los dos militares griegos con el argumento de que “existen fuertes indicios y sospechas de que ambos han cometido el delito del que son imputados”, aunque resulta paradójico en este sentido que todavía no se han comunicado a los militares las acusaciones formuladas en su contra contra.

Además, según la prensa turca, el juez consideró también que los militares griegos no disponen de residencia en Turquía, por lo que habría riesgo de huir hacia su país.